Subida de producción de la automatización en la cadena de suministro

Cinco consejos para evitar los obstáculos habituales

7 de julio de 2020

Es normal pensar que la puesta en marcha de un nuevo sistema de automatización supone el fin del proceso de implementación. Pero no tiene por qué ser el caso. Las empresas que más se benefician de su automatización son aquellas que tienen implementado un sólido plan de subida de producción mucho antes de que tenga lugar la puesta en marcha.

Normalmente, la puesta en marcha es el día en que termina la evaluación de la automatización y la empresa comienza a realizar pedidos haciendo uso de ella, aunque solo sean unos pocos pedidos al día. Se llama subida de producción al periodo que sigue a la puesta en marcha, cuando la automatización pasa de abarcar unos pocos pedidos a los volúmenes de producción diseñados.

Las primeras semanas después de la puesta en marcha, cuando los empleados aún están en formación y el sistema está acelerando la producción de los volúmenes de producción utilizados para justificar los gastos en capital, son una extensión importante del proceso de implementación que a menudo se pasa por alto. Al igual que arrancar incorrectamente el motor de un coche nuevo acarrea problemas mecánicos en el futuro, no prestar suficiente atención a la fase de subida de producción de un sistema de automatización puede hacer peligrar el ROI previsto.

Según la experiencia de Swisslog con más de 170 implementaciones de AutoStore, así como otras implementaciones de tecnología para la manipulación de materiales, estos son cinco consejos para una subida de producción fluida y eficaz del sistema.

1. Integre la subida de producción en su plan de instalación
Los planes de subida de producción más eficaces son aquellos que se integran totalmente en el plan de instalación. No caiga en la trampa: no hay que dar por finalizada la instalación con la puesta en marcha. Incluya la subida de producción en su hoja de ruta y programa de instalación como una fase del proyecto y no considere que el proyecto ha finalizado hasta que haya terminado la fase de subida de producción y el sistema funcione con el volumen de producción. Convencer desde el principio a las partes interesadas de que el plan de subida de producción es una continuación de la instalación reduce la presión por acortar u omitir el proceso.

2. Siga el plan
Incluso teniendo buenos planes implementados, es muy fácil perder la paciencia y meter prisa al proceso de subida de producción. Al fin y al cabo, su organización ha realizado una importante inversión y ha pasado muchas horas planificando y gestionando la instalación con su partner de integración. Su organización desea ver un retorno de la inversión lo antes posible, y es posible que meta prisa al equipo de operaciones para lanzar el producto. Esto puede acarrear soluciones alternativas, malos hábitos y confusión entre los miembros del personal a los que se indica que operen de una forma distinta a la que se les ha instruido en la formación. Mantenga la disciplina e incluya contingencias en su plan para cumplir los objetivos de organización sin que se vea afectado el plan de subida de producción.

Por ejemplo, si se ve en una hipotética situación “de final de mes” en medio de su programación de subida de producción, procure que el plan detallado se centre en cumplir con los objetivos de final de mes e intente retomar la subida de producción la semana siguiente. De esta forma, se podrá reducir la confusión y garantizar que todo el mundo entiende la necesidad de este cambio a corto plazo en el proceso de subida de producción.

3. Preste atención al personal
Otro desafío al que se enfrentan algunas organizaciones es la falta de atención suficiente a la contratación y formación de personal de cara al plan de subida de producción. Aunque los factores empresariales que hay detrás de la automatización suelen incluir menos niveles de plantilla, la mayor parte de la automatización actual está diseñada para trabajar con humanos, no solo para sustituirlos. Si no se garantiza el personal adecuado ni la formación adecuada, resultará extremadamente difícil poner en marcha su plan. Además, pueden verse reducidas y retrasadas las ventajas de los mejores sistemas de automatización.

4. Prepárese para el éxito
Un desafío que pilla por sorpresa a algunas organizaciones es el éxito anticipado. No se suele concebir el éxito como un desafío, pero, cuando el plan va bien las primeras semanas, aumenta el riesgo de que el equipo de operaciones piense que lo tiene todo bajo control y pase por alto el resto del proceso de subida de producción.

Los mejores planes de subida de producción tienen en cuenta distintas situaciones, incluidos un camino “feliz” y otro “infeliz”. Cuando el plan sigue el “camino feliz”, se requiere más agilidad para no desviarse y finalizar el plan. De esta forma, se evita que aparezcan situaciones del “camino infeliz” o lagunas operativas por primera vez durante un periodo crítico, como la temporada alta o el final de mes.

5. Elija el integrador adecuado
Con la puesta en marcha, la responsabilidad pasa del integrador de sistemas de automatización al usuario de automatización. Pero eso no significa que el integrador no deba desempeñar un papel importante en el plan de subida de producción. Un integrador con experiencia trabajará con usted para desarrollar su plan de subida de producción, responder a las incidencias que surjan durante el proceso y garantizar su éxito a lo largo del proceso de subida de producción.

La puesta en marcha de un sistema de automatización siempre es motivo de celebración. Sin embargo, es importante recordar que hay una fase más importante antes de dar por finalizado el proyecto: un proceso de subida de producción bien planificado y totalmente ejecutado.


Configuración de cookies Aceptar

Este sitio web utiliza cookies (saber más) para ofrecerle, también en internet, el mejor servicio. Si continua usando nuestra página web, utilizamos únicamente las cookies necesarias técnicamente. Si hace clic en «Aceptar», acepta también la utilización de cookies de marketing. Al hacer clic sobre «Configuración de cookies» puede seleccionar las cookies que utilizamos.

Configuración de cookies